Viernes, 24 de julio de 2009

Disclaimer: esta es una historia que se basa en uno de los mejores personajes creados por la adorada J.K. Rowling. No, no es Harry Potter, es Severus Snape. (Desearía que Rowling me lo regalara. Jeje.)

Aclaración: Es una historia de pocos capítulos. Contiene lemon o escena de sexo explicita, así que ya saben, para mayores de 16 años.

Capítulo 10: Los guardaespaldas.

Severus regresó a su habitación acompañado de la castaña, su mirada era de pocos amigos y se había mantenido en silencio durante todo el camino.
- ¿Estás enojado?- Le preguntó Ayshane.
- No quiero que me acompañes.-
- Es lo mejor … todo esto es para romper el sello de mi cuerpo, debo ir.-
- Todo es por mi culpa, soy yo, él que debe arriesgarse.-
- Severus …-
- Profesor Snape.- Sentenció el morocho.
- ¿Crees que si te llamo así, dejaré de sentir lo que siento por ti?-
- Sería un comienzo.-
- ¿Eres tonto?-
- ¿Perdón?-
- Te he amado desde pequeña, siempre te he llamado profesor Snape y si lo vuelvo a hacer, nada cambiara lo que siento por ti.-
- Ayshane …-
- No cambiaré de idea.-
- ¿Me amas?- Le preguntó Severus, enfrentándose a ella y mirándola intensamente.
- Por su puesto que sí, te amo con todo mi corazón.-
- Entonces, quédate en el castillo, hazlo por mi.-
- Tramposo.- Le gruñó la castaña.
- ¿No lo entiendes?-
- ¿Qué cosa?-
- No soportaría perderte.- Respondió el morocho, abrazándola con todas sus fuerzas y olvidando el dolor que su cercanía le provocaba a la joven. Ayshane le correspondió el abrazo, a pesar del dolor, quería estar con él.
- Estaré bien, tú vas a cuidarme.-
- No me refiero solo a …-
- Tampoco voy a dejarte, Severus.- Le dijo la joven, acariciándole suavemente el rostro, cuando el morocho recordó lo que su contacto le provocaba. Se alejó rápidamente de ella, confundiéndola. - ¿Qué sucede?-
- Te lastima tenerme cerca.-
- Y me lastima no poder estar contigo.- Respondió la castaña, acercándose nuevamente.
- Sí vas conmigo … promete, que harás exactamente lo que yo te diga.-
- Lo prometo, me portaré bien.- Sentenció con una sonrisa.
- De acuerdo. Le diré a Albus, que acepto su oferta.- Gruñó el morocho.
- ¿Qué te molesta?-
- Nada.-
- No tiene nada de malo pedir ayuda.-
- No se trata de eso.-
- ¿Entonces?-
- No me agradan esos sujetos.-
- A ti no te agrada nadie.- Respondió la castaña, encogiéndose de hombros. - Apuesto a que son Gryffindors.-
- Lo son, pero no es por eso. Te amo a ti y eres una leona.-
- ¿Por qué te molesta?-
- Eso no importa, servirán para cuidarte y solo por eso voy a soportarlos.-
- Severus …-
- No voy a hablarte sobre eso.-
- Esta bien, ya no estés enojado.-
- No estoy enojado contigo, estoy enojado conmigo, por haberte puesto en esta situación. Desde un principio, debí haberme mantenido lejos de ti.-
- Y de esa forma, hubiéramos sido los dos muy infelices.-
- Lo somos ahora.-
- Yo no, te tengo a mi lado y sé que me quieres.-
- Ayshane …- Pronunció el morocho, conmovido por lo que la joven acababa de decirle.
- Iré a darme un baño, huelo muy mal y sé que los vampiros tienen un olfato muy sensible.-
- Hueles muy bien para mi.- Respondió Severus sonrojándose.
- Mentiroso.- Le dijo con una sonrisa y se fue al baño.
- Ordenaré que traigan algo para cenar.-
- Pide algo rico.- Dijo Ayshane, desde el otro lado de la puerta.
En el baño, la castaña se quitó la ropa con cuidado, había disimulado muy bien el dolor que le producía estar cerca de su profesor de pociones. Su piel estaba rosada y en varias partes, había puntos rojos y negros, como si le hubieran clavado miles de alfileres. Estaba adolorida y necesitaba descansar, llamó a una elfina y la pequeña criatura se apareció en pocos segundos.
- Señorita Ayshane, la profesora McGonagall me dijo que debo venir cada vez que me llame.-
- Baja la voz, no quiero que Severus te escuche.- Le dijo la castaña, haciendo señas.
- Como ordene, Señorita.- Sentenció la elfina. - ¿En qué puedo servirla?-
- ¿Podrías conseguir alguna poción o algo, para calmar el dolor de piel?-
- Veré que puedo hacer, Señorita.- Sentenció la elfina y se desapareció.
- ¿Ayshane? ¿Te encuentras bien?- Preguntó el profesor de pociones desde la otra habitación.
- Sí, no pasa nada.-
- Por favor, dime si necesitas algo.- Dijo el morocho, con una voz muy sentida. Era obvio que a pesar de los susurros, la había escuchado. La castaña se envolvió con una toalla y se asomó.
- Solo le pedía algo de ropa a una elfina.-
- Ayshane …-
- Esta bien, le pedía algo para el dolor.- Respondió resignada, sin poder ocultarle las cosas ante la mirada del adulto.
- ¿Aún estás muy adolorida?-
- En la piel.- Respondió sonrojándose, dándose cuenta de a que zona se refería Snape.
- ¿Por el abrazo?-
- Solo un poco.- Dijo la castaña y Severus se acercó aún más para mirarla, aunque desde donde estaba podía verla perfectamente.
- Parece que te hubieran clavado alfileres.- Sentenció apesadumbrado.
- No es para tanto …- Decía la Gryffindor, cuando Severus movió su varita e hizo aparecer un pequeño pote.
- Usa esto, sirve para heridas y quemaduras.-
- Gracias.-
- No volveré a …-
- No digas nada.- Lo cortó Ayshane. - No me hagas arrepentir por haber sido sincera.- Agregó y el morocho se mordió el labio.
Luego de la cena, se acostaron en la cama juntos. Severus le pidió que mantuviera la distancia, había comprendido que lo que había dicho Boreas era cierto. Entre más tiempo pasaba junto a ella, las heridas que le producía se agravaban. La castaña resopló molesta por el pedido pero viendo la expresión del adulto, decidió hacerle caso. Agotada, se durmió rápidamente, mientras él la contemplaba.
Los primeros rayos del alba, anunciaban el comienzo de un nuevo día y Severus, ordenó que trajeran el desayuno a la cama.
- Buenos días.- Dijo el morocho, viendo a la joven desperezarse y con una apariencia mucho más sana.
- Buenos días.- Respondió con una sonrisa.
- ¿Te sientes mejor?-
- Como nueva, dormí mucho ¿Ronqué?- Preguntó sonrojándose y el morocho rió.
-  No, dormiste como un ángel.-
- ¿Vos no dormiste?-
- Duermo poco, supongo que es algo de los vampiros. Ya debo levantarme, Albus me avisó que nuestros ayudantes han llegado.-
- ¿Ayudantes?- Preguntó la castaña confundida.
- Tus guardaespaldas para el viaje, ¿O cambiaste de idea?-
- No, claro que no. Solo me confundió lo de “ayudantes.”-
- Tendrán que hacer lo que yo les diga.- Sentenció el morocho con una sonrisa triunfal.
- Creo que eso te esta gustando.-
- Solo el hecho de que estarán bajo mis ordenes.-
- Recuerda que vinieron a ayudarnos.- Dijo Ayshane, viendo la sonrisa maliciosa de su profesor.
- Lo sé.- Respondió Severus y le dio un suave beso en los labios, apenas perceptible para no ocasionarle daño.
- ¡Oye! Casi ni lo sentí.- Protestó la joven.
- Esa era la idea.- Dijo el profesor de pociones, de forma sombría.
- Aún tienes que beber.-
- Más tarde, ¿No querrás que haga esperar a nuestra “ayuda”?-
- Severus …- Le dijo la Gryffindor en tono serio, mientras él salía de la habitación.
Severus caminó a paso normal hasta la oficina del director, en donde sus viejos enemigos del colegio, lo esperaban. Antes de entrar, trato de recuperar su mirada seria y fría.
- Ya era hora de que llegaras.- Gruñó Black. - ¿Qué pasa Quejicus? ¿A pesar de los años que llevas aquí, aún no recuerdas como llegar a la oficina del director?-
- Sirius.- Lo frenó Lupin.
- Como de costumbre, el perro frenado por el lobo.-
- Estamos aquí porque no puedes hacer nada bien o quizás, porque has hecho lo que querías. Esclavizar a una alumna inocente.-
- Black.- Siseó Snape con la cara lívida por la furia contenida.
- Sirius, te pido que te controles.- Intervino el director. - Si no pueden comportarse como adultos en este lugar, mucho menos, podrán colaborar el uno con el otro en la misión que han de llevar a cabo.-
- Lo siento, Albus, me deje llevar.- Se disculpó Black, poniendo una carita inocente.
- Severus debe viajar a Transilvania a ver a un misterioso vampiro, que dice conocer una forma de liberar a una esclava. Debido a eso, la jovencita ha de acompañarlo en el viaje. Como no sabemos que es lo que les espera, los he llamado para que los acompañen.- Sentenció Dumbledore mirando a sus ex alumnos.
- Estaremos encantados de poder ayudarlos.- Dijo Lupin amablemente.
- ¿Quieres explicarnos cómo la convertiste en tu esclava?- Preguntó Sirius.
- Eso no es importante.-
- Lo es. Remus y yo, debemos saber que tan peligroso eres.-
- No mucho más, que un perro sarnoso como tú.-
- Quizás no seas peligroso para nosotros. De hecho, nunca lo has sido, pero pregunto por la seguridad de la jovencita.-
- Severus nunca me lastimaría.- Sentenció Ayshane, atrayendo la atención de todos los presentes desde la puerta.
- ¿Qué haces aquí?- Le gruñó Snape.
- Creí que debía presentarme, después de todo, vinieron a ayudarnos.- Respondió Ayshane, cuando Black se le acercó.
- Soy Sirius Black.- Dijo el morocho, tomó la mano de la joven y la besó. - A tus servicios.-
- Black.- Siseó peligrosamente el profesor de pociones, dejando al descubierto sus colmillos.
- Sirius, retrocede.- Dijo Remus, al notar la actitud del Slytherin. La castaña se alejó rápidamente de Black y se acercó a Snape.
- Severus, estoy bien.- Le dijo Ayshane, sujetándolo de la capa.
- Sirius, sal de la habitación.- Dijo el director, al ver que Snape no se calmaba. Black se marchó receloso y fastidiado por tener que retirarse. - Él no va a quitártela, Severus, tranquilízate.-
Los colmillos del profesor de pociones seguían al descubierto, y sus ojos estaban escarlata. Para sorpresa de los gryffindors, la castaña besó a su profesor, poniéndose en puntas de pie y reclamando toda su atención. La actitud del Slytherin cambió y se tranquilizó.
- Ayshane …- Dijo Severus, distanciándose al sentir el sabor de la sangre en su boca. El beso apasionado entre ambos, le había ocasionado a la joven, unos pequeños cortes en los labios, no por los colmillos del vampiro, sino por el hecho de ser una esclava.
- Estoy bien, no es nada serio.- Respondió la Gryffindor, agarrando un pañuelo y llevándoselo a los labios.
- Déjame ver, ¿Tienes el ungüento que te di?-
- Lo dejé … en tu  habitación.- Respondió sonrojándose. Severus movió su varita y lo convocó.
- Ponte un poco.-
- No es nada, ya deje de sangrar.-
- Úsalo, te calmará el dolor.-
- No me dolió.-
- Ayshane.-
- Es cierto, no me dolió. Esta bien, lo usaré.- Dijo al ver la expresión del adulto.
- Severus, ¿Puedo acercarme?- Preguntó Lupin.
- Sí.- Gruñó el morocho.
- Soy Remus Lupin, seré uno de sus guardaespaldas durante el viaje.-
- Encantada de conocerlo, señor Lupin.-
- Lupin, solo llámame Lupin.-
- Esta bien.- Respondió la castaña con una sonrisa. Al parecer, este hombre no exasperaba a Snape como lo hacía Black.
- Luego de las clases, organizaremos que rutas tomaremos.- Sentenció Severus.
- ¿No vamos a aparecernos?-
- No sin saber a que nos enfrentaremos.-
- Se supone que es alguien que quiere ayudarnos.-
- Eso es algo que no sabemos con certeza. Tomaremos las debidas precauciones y más aún, si vienes con nosotros.- Sentenció el jefe de Slytherin.
- Yo también iré con ustedes.- Dijo Boreas, que estaba parado en una ventana, detrás del escritorio del director.
- ¡NO! Ya bastante problemas tengo, como para sumarle otro.-
- Rumania es un país libre, puedo ir, si así lo deseo.-
- Pero no con nosotros.-
- Sabes bien, que no puedes impedírmelo. Recuerda las leyes, no querrás desafiarme.-
- Severus …- Dijo la castaña, sujetándolo de la capa.
- Cuesta saber quien es el esclavo de quien.- Dijo Boreas con una sonrisa burlona, mirando al profesor y su alumna.
- No le hagas caso, solo quiere molestarte.- Decía Ayshane, tratando de sujetar a Snape.
- Boreas, te pido que dejes tranquilo a Severus.- Sentenció serio el director.
- Lo siento Albus, me gusta divertirme.- Se excusó el vampiro, lanzándole una mirada maliciosa a Snape. - Pero a pesar de lo que me pidas, iré con ellos a Transilvania. Nada mejor que dos vampiros.-
- Los compañeros de Severus, están debidamente calificados para acompañarlos.- Dijo el director. Boreas se desplazó rápidamente hacía Remus y lo miró de forma evaluadora.
- Es demasiado escuálido. Será comida de salvaje en segundos.- Sentenció el experimentado vampiro, cuando Remus lo tomó por sorpresa y lo empujó hasta el otro extremo de la habitación.
- Las apariencias engañan, deberías saberlo.- Sentenció Severus, disfrutando al ver a su rival en el suelo.
- ¿Qué eres?- Gruñó Boreas.
- Lupin es un hombre lobo.- Explicó Severus divertido. Mientras que Ayshane comenzaba a entender, que el viaje que le esperaba sería muy interesante.

Nota de la autora:

Chicas espero que les guste este capi, se que son cortitos pero no me da para escribir algo más largo.
¿Qué hará Boreas? ¿Irá con ellos de todas formas?
¿Qué pasará entre Severus y Sirius?

Hola Kia! amiga! sí transilvania a despertado mi curiosidad desde pequeña, cuando mi maestra de primer grado de primaria se fue a vivir para allí ... jeje ... espero que este capi te guste. besitos


Tags: severus snape, vampiros, lemon, drama, romance

Publicado por miakayuki2006 @ 12:58  | vampiro
Comentarios (4)  | Enviar
Comentarios
Publicado por pixel
Viernes, 24 de julio de 2009 | 14:40
Hi!!! Bueno como ya te explik? en el otro fic no te pude comentar xk se me olvid? xD. Este capitulo me encant?!! Estoy deseando k vayan todos juntos de viaje! jajajaj xDD seria divertido! xDD Aunke espero k Sev pueda encontrar al vampiro k le kiere ayudar y k consiga liberar a Ayshane! ^^

Oye k te pareci? la peli de HP.... a mi e gust? bastante pero no aparecieron Bill y Fleur ni el ministro... y el final me decepsion? bastante .. KITARON LA ESCENA DE LA BATALLA FINAL!!!... y no ubo el entierro de dumbledore.. fue mediocre... pero en general la peli estuvo bien

Miaka te dejo, bss y cuidate!
Publicado por lau snape
Viernes, 24 de julio de 2009 | 16:31
wow!!! cada vez mas interesante!!! no lo dejes porfaaa!!Chica
Publicado por kiamalfoy
S?bado, 25 de julio de 2009 | 20:23
HAA..
k' emOCIoN.!
POR LO K? VEO.. VA A STAR SUPER EMOCIONANTE.. EL VIAJE..
HAA-IO KIERO IR.
JEJE..
LO QUE ME KEDA..ES SO?AR..IGUAL Y ALGUN DIA..
VOY.. CON MI SEVI..
IGUAL Y ALGUN DIA..ME LLEGA--UNO PARECIDO A SEVI..
OJALA,.! Avergonzado
PERO..BUENO.. POR EL MOMNTO..
ME CONFORMO..CON LEER.. TUS ADORABLES..DIVERTIDAS.. Y FASCINANTS.. HISTORIAS..!!
XAOO.
MIAKA.
KUIDA.
BZOS.!
Publicado por Invitado
S?bado, 04 de julio de 2015 | 20:20

HOLA. MUY BUENAS HISTORIAS ¿CUANDO LAS CONTINUAS?

Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional.